Venezuela sigue en crisis: Una madre abandonó a su hija en Colombia con una desgarradora carta

La situación social y económica en Venezuela ha hecho que sea muy difícil conseguir para sus habitantes artículos de primera necesidad como alimentos y medicinas. Por ello, el simple hecho de traer un hijo a este mundo termina siendo una proeza que no cualquier familia puede costear.

Muchas mujeres se han visto en la necesidad de dar sus hijos en adopción dado que no tienen cómo alimentarlos o comprarles útiles escolares. De igual manera, el Estado no cuenta con los recursos necesarios para darles una vida adecuada. En este sentido, han aumentado en gran medida los casos de niños en situación de calle.

Sin embargo, un caso que llamó mucho la atención recientemente fue el de una pequeña bebé con apenas cuatro días de nacida que fue abandonada en las inmediaciones del estadio de futbol de la ciudad de Cúcuta en Colombia.

La niña fue encontrada por unos transeúntes que la llevaron a un hospital cercano y dieron a conocer el contenido de la carta que tenía junto a ella:

Soy venezolana y no tengo cómo mantenerla. Tiene cuatro días de nacida y se llama Ángela. Att. Catalina.

Quizá te interese: Este niño fue abandonado en un basurero, pero ahora todos lo conocen como “El embajador del amor”

Los médicos que la atendieron hicieron la revisión pertinente y determinaron que la niña se encontraba en perfecto estado de salud.

Colombia es el país que más se ha visto afectado por la crisis humanitaria de Venezuela. La oleada de migrantes que llegan cada día sobrecargan los programas de ayuda social y el Estado no se da abasto para ayudar a tantas personas.

En una entrevista para una importante emisora de Colombia, el coronel de la Policía de Cúcuta. Javier Barrera, dio las siguientes declaraciones para referirse al caso de la niña abandonada:

Tengo conocimiento de que en el ICBF (Instituto Colombiano de Bienestar Familiar) hay 8 u 11 niños más, a los cuales los padres los han dejado porque no tienen cómo sostener la manutención.

En definitiva, nadie tiene la potestad moral para juzgar a otros, pero indiscutiblemente abandonar a un hijo es una decisión muy difícil y poco defendible. Esperemos que el gobierno de Venezuela cambie sus políticas lo antes posible para que casos tan terribles como este dejen de verse.

Fuente: Debate

Quizá te interese: El niño de Nigeria abandonado por ser "brujo", ya logró recuperarse y ahora destaca en la escuela

Recomendamos